...

Cuando escribo, pretendo recuperar algunas certezas que puedan animar a vivir y ayudar a los demás a mirar.

GALEANO, Eduardo


...

sábado, 30 de octubre de 2010

Un Ángel en el cielo


Ella es Ángel junto a su hermana, la conocí por su blog:
http://diariodeunlinfoma.blogspot.com/, encontre su blog por casualidad, comenzé a leerla, supe que se encontraba en la lucha contra un linfoma y enseguida me puse en contacto con ella, para darle esperanza y compartirle mi testimonio, a penas platicamos, compartimos experiencias e inmediatamente nos enganchamos, nos sentiamos identificadas por la experiencia de vida, ella la estaba pasando realmente mal, había días buenos y días muy malos, pero ella tenía la esperanza y las ganas de seguir viviendo, desafortunadamente no logró ganar la última batalla, estaba a unos pasos de ser trasplantada, pero no llego el día...

Ella era mexicana, pero vivía en España, un día antes habíamos platicado, me decía que se vendría a México para estar más cerca de su familia, ya que le hacia mucha falta ese apoyo, platicamos y hasta quedamos en conocernos, pero no fue posible, tenía tanta ilusión de conocerla...

Es tan díficil intentar comprender estas situaciones, aún sigo lidiando con esto de la muerte, entenderla como algo natural, entenderla como una paso hacia una nueva vida, hacia un renacer, encontrar la resignación y seguir con nuestras vidas... todos absolutamente todos vamos a morir, simplemente algunas personas se nos adelantan en el camino, y es porque seguramente cumplieron con lo que tenían que hacer en su vida terrenal, pero aún así seguimos aprendiendo de ellos y ahora viven en nuestros corazones.

Ella escribió algo en su última entrada que me gustaría mucho compartir:

Nunca he sido buena para dar consejos y no sé si algún día lo seré, pero no midas tu vida con el tiempo, si mañana llegas tarde al trabajo pide disculpas por haberlo hecho y seguro lo entenderán, si te cierran las puertas del supermercado, no te enfades, vuelve al día siguiente más temprano, si llegas tarde al cine, despreocúpate que luego podrás descargarla. A donde quiero llegar es a que siempre he creído que mi enfermedad es como un puzzle en el que da igual cuánto tiempo te lleve formarlo, porque la recompensa es verlo terminado y cuando al fin lo consigues puedes al fin disfrutarlo. No le des importancia al tiempo y olvida las cosas del pasado que te han hecho daño. No pienses tampoco que tu vida en el futuro será mejor, porque nadie lo tiene asegurado. Disfruta tu vida, disfruta de poder dar un paseo, de poder beber, de poder comer, de poder ir sólo al baño, de poder viajar, de poder dar un beso apasionado, de poder lavarte los dientes, de poder hacer deporte, de poder estudiar, de poder trabajar, de poder ver, de poder, escuchar, de cada pequeño detalle, pero sobre todo, disfruta el día a día que son el regalo más preciado.


Tanta razón tenía, tenemos que aprender a disfrutar de la vida, y de todas las cosas que nos rodean, tenemos que dejar de darle importancia a cosas sin sentido... y tan sólo dedicarnos a VIVIR.



Mi querida Ángelita, te alcanzaré en la eternidad... pero aún no es tiempo... estoy segura que nos volveremos a encontrar.


La Muerte un Amanecer:
Intentando entender a la muerte.

video



Una vez más reafirmo, que tu lucha no será en vano, estoy segura que muchas personas aprendieron mucho de ti y seguiran aprendiendo, ahora la lucha, mi lucha contra el cáncer es más fuerte, por ti, por todos, no queremos más muertes a causa de esta enfermedad, así que haremos lo que este en nuestras manos por darle batalla.

July una gran mujer y una mejor madre.


Julia Myriam Jara Avendaño 1956 -2010 (Chile)

Le detectaron en Abril de 2010 un Linfoma no Hodking de células T , lucho hasta donde mas pudo estando hospitalizada durante casi 4 meses falleciendo el 19 de Julio.

Una mujer de 53 años chilena viuda desde hace 11 que lucho contra este linfoma y que trato en posible de convivir con el. Pero este fue más fuerte y le gano la batalla a July como la conocían sus cercanos.

Conoció el blog “Mi vida después del Linfoma” y se dio cuenta que había mas personas como ella y personas que sufrían aun mucho mas, estando agradecida por eso.

Solo me queda por decir Adiós July buen viaje, fuiste una gran mujer y mejor madre.


Cristian Cornejo (hijo).